Etiquetas

, , , , , ,

PHotoESPAÑA 2012 – PHE12

Un sábado en PHotoESPAÑA

8:30 horas, Estación Zaragoza – Delicias 10062012.-  El día amanece despejado y la previsión meteorológica augura un sábado magnifico con temperaturas entre 13º y 29º, cielos despejados con nubes y claros para la capital del Reino.

Poco a poco van llegando los trece compañeros de la Real Sociedad Fotográfica de Zaragoza que este año visitaremos PHotoEspaña. Presentaciones aparte, ligeros de equipaje (la cámara que no falte) y con los billetes en la mano, tomamos posiciones en el andén, a la espera de la llegada del AVE que nos llevara de visita al XV Festival Internacional de fotografía y artes visuales. “Quieto todo el mundo – click – clack”, foto grupo RSFZ camino de PHE12.

El trayecto de Zaragoza a Madrid apenas duro 1 hora, 30 minutos, el tiempo justo para comentar algunos aspectos útiles a tener en cuenta, en nuestra visita a PHE12. Las mesas se llenaron de planos y recortes de prensa en un claro intento de poner orden en el recorrido a seguir. Afortunados fueron los que pudieron ver imágenes de países lejanos como adelanto de lo que pueden ser futuras exposiciones.

Visto y comentado con las ideas algo más claras, llegamos a la Estación de Atocha – Madrid, donde cómo siempre nos esperaban puntualmente, fieles a la cita “la noche y el día” para escuchar atentamente lo que Pilar les dice al oído. “Decididos” por dónde empezar y antes de coger la línea 14 de la EMT que nos llevaría a la Plaza de Colón, desayunamos el clásico café con leche y porras, tamaño XXL.

Empezamos por el Centro de Arte Teatro Fernán Gómez – Fundación Banco Santander con las exposiciones; Asia Serendipity, donde un colectivo de fotógrafos asiáticos nos muestran su particular punto de vista creativo y De la Factory al mundo. Fotografía y la comunidad de Warhol, con aspectos inéditos de su “aluminizado” espacio de trabajo, la Factory, visto por fotógrafos profesionales, amateurs, voyeurs pasajeros y el propio Warhol. Al finalizar la visita, no quisimos abandonar el Centro de Arte, sin mostrar nuestro interés por el córner de la librería PHE y tomar como recuerdo la Guía del Festival.

De nuevo en la calle y con las cámaras desenfundadas, dimos rienda suelta a la afición, camino de nuestra próxima cita. El recorrido: Colón, Serrano, Alcalá, Cibeles y Recoletos. Las fotos: banderas, zapatos de España gigantes, escaparates, marcas, Puerta de Alcalá y bicicletada naturista entre otras, que fueron guardadas en esos pequeños cajones oscuros para llevar colgando.

En la Casa de América se nos mostró el trabajo de once fotógrafos con un nexo común, su pasión por La tierra más hermosa. Cuba. También pudimos ver, aunque fuera del programa del festival, Múnich 1962 “El Contubernio de la Concordia” con imágenes y documentos de los protagonistas de la época.

Todavía con tiempo y antes de comer, visitamos el CentroCentro Cibeles de Cultura y Ciudadanía (Palacio de Telecomunicaciones – antiguo edificio de Correos), un lugar donde uno se siente especialmente a gusto y sin ninguna cortapisa, fotografiando su inmensa estructura arquitectónica y sus detalles artísticos, escondidos en cada uno de sus rincones. Interesante también lo fueron la serie de exposiciones fotográficas que albergaba 7 (Im-) Pertinentes 5Cs, cuatro proyectos de 7 artistas que miran Madrid a través de la fotografía. Tal como somos. Identidades cotidianas (Baylón / Ricardo Cases), Mitologías en los cielos de Madrid de Antonio Bueno, Raw. (Alberto de Pedro / Raúl Cabello), y Proceso de rehabilitación del Palacio de Cibeles (Muller / Campano).

Después de comer, y, ya con el café sobre la mesa, improvisada tertulia sobre la ética en la manipulación  de las fotografías en clara referencia al desmesurado uso y abuso de los programas de edición gráfica, en aras a conseguir un fin determinado, fuera del puramente artístico o académico. Al salir, foto de grupo en la entrada del restaurante con la intención de volver y poder verla expuesta en la galería de ilustres visitantes.

Así y sin más dilación, tomamos el paso en dirección al Instituto Cervantes que este año presentan en continuación de años anteriores, una original exposición de 16 jóvenes fotógrafos latino – americanos, seleccionados de los visionados de porfolios de Trasatlántica, Esquizofrenia tropical. Continuamos luego por Gran Vía hasta Loewe para ver al afamado fotógrafo de moda Scott Schuman que con su blog The Sartorialist, ha conseguido ser una del as personas más respetadas del mundo del diseño.

De vuelta a la realidad y con los pies en el suelo, retrocedemos unos pasos y enfilamos por la calle de Alcalá, destino a La Comunidad de Madrid – Sala Alcalá 31 – Fundación Telefónica para ver el trabajo de 14 artistas, entorno a la globalización y su repercusión psicológica en el ciudadano, dando título a la exposición, Ansiedad de la imagen.

Vencida la hora del té, que mejor lugar para tomar un respiro y refrescarse, que en la “pecera” del Círculo de Bellas Artes y así poder admirar de paso sus tres exposiciones abiertas, a falta de La maleta mexicana – Robert Capa, David Seymour “Chim”, Gerda Taro (16 – 07 / 30 – 09 de 2012); Aquí estamos, un encuentro personal e intimo entre los fotógrafos y sujetos fotografiados. Mar de afuera de Manuel Vilariño con su particular idea, de que todo espacio se define por un afuera y su manera ponerla en práctica. Y, los Caballeros de Bacongo, una obra de Daniele Tamagni que mezcla la fotografía de moda y la social en claro contraste con el mundo que rodea a los miembros de la Societé des Ambianceurs et des Personnes Élégantes.

Con todo lo visto, aun quedan ganas de seguir y partimos, a lo que debería haber sido nuestra última visita. Pero el tiempo no perdona. Con él ajustado y el canon de acceso obligado, requerido para entran en el Real Jardín Botánico – CSIC, lugar donde se albergaban las exposiciones, Espacios compartidos y air_port_photo, determino diéramos por terminado nuestro singular periplo por PHE12. Esta circunstancia propicio se nos acercara, un improvisado paparazzi con el firme propósito de hacernos la clásica foto recuerdo, y no cejo en su empeño hasta conseguirlo, cercanos ya, a la Estación de Atocha – Madrid con gran pericia profesional, a pesar de no sé qué problema con el balance de blancos, yo por si acaso le tome una foto hurtada, con el fin de que alguien pudiera reconocerlo.

Cansados, pero todavía con ánimo, aprovechamos el viaje de vuelta para intercambiar visionados de tarjetas y hablar de actividades y proyectos futuros, mientras veíamos como dejábamos atrás a velocidad de vértigo, 300Km/h. el apasionante mundo de PHotoEspaña12, contando ya los días que quedaban para PHotoEspaña13. ¡Volveremos!

Sombras.foto – nº. 128- enero/junio 2012

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Anuncios